El pueblo está situado en una zona montañesa y cuenta con un paisaje precioso. La parcela, donde está situada la casa, es de forma irregular con una superficie total 100 m2. Se cuenta con los servicios de agua, luz y alcantarillado del pueblo.

Se trata de una casa unifamiliar aislada que tiene acceso directo por la planta baja desde la calle en la fachada este. Las fachadas norte y oeste lindan con campos o espacios abiertos mientras en la fachada sur hay una casa a una distancia de 5m.

Se trata de un edificio de tipología tradicional de tres plantas dentro del pueblo. Tiene forma de “L” con el tejado del volumen principal a cuatro aguas, y el otro volumen en el lado oeste con tejado a dos aguas. En la esquina noroeste del edificio se encuentra una terraza exterior al nivel de la planta primera. El hueco que queda debajo fue utilizado como cisterna anteriormente.

Se encuentra en un buen estado estructuralmente y en la rehabilitación se plantea de mantener los muros de las fachadas, los forjados, la escalera y incluso algunos tabiques y puertas interiores existentes, además de la mayoría de los acabados. Las reformas más importantes son;
•    Reforma de la cubierta.
•    Nuevas instalaciones de calefacción, fontanería y electricidad.
•    Rejuntado de las fachadas y carpintería nueva.
•    Distribución nueva.

Los muros de carga son de mampostería de piedra natural caliza de la zona, colocado con arcilla y argamasa. La cubierta y los forjados están formados por rollizos de madera de pino del país y la cubrición es de teja curva cerámica.

El edificio tiene una superficie construida en planta baja, primera y segunda de 88,62 m2 cada una, en total cuenta con 265,86 m2. La terraza tiene una superficie de 12,13 m2. El propietario quiere convertir la vivienda en una casa de espiritualidad tipo albergue con alojamiento para grupos de 10 a 12 personas. El programa de necesidades planteado y ratificado por la propiedad resume en aprovechar la planta baja para una serie de espacios de uso secundario; la planta primera para los espacios de estancia común, y la planta segunda para una zona de dormitorios.

En la realización de la construcción se intenta respetar al máximo el diseño del edificio antiguo y armonizar el aspecto visual. Se emplearán en la reforma sistemas constructivos tradicionales de la zona y materiales nobles como madera, piedra natural y ladrillos. Además se realizará el proyecto con un cuidado especial con el medio ambiente, haciendo uso de materiales no tóxicos ni durante su producción ni después, con sistemas de ahorro de agua y energía.

El diseño es bioclimático, con el aprovechamiento de energías renovables. Se incorporan colectores solares en el tejado para calentar agua y el sistema de calefacción utilizará un combustible renovable de biomasa.